Saltar al contenido
Portada » Cómo combinar estampados

Cómo combinar estampados

    Combinar diferentes estampados

    Los estampados son una excelente manera de añadir un toque de personalidad y originalidad a tu look, pero pueden ser difíciles de combinar. Sin embargo, con algunos trucos y consejos, puedes crear atuendos con estampados que se vean equilibrados y sofisticados.

    Una de las claves para combinar estampados es elegir una paleta de colores coherente. Esto significa elegir estampados que tengan al menos un color en común, ya sea el principal o uno de los complementarios. Por ejemplo, si tienes una camisa de rayas azules y blancas, podrías combinarla con un pantalón de flores azules y blancos. Esto ayudará a crear una sensación de armonía y coherencia en el atuendo.

    Otra técnica efectiva es elegir estampados de diferentes escalas. Los estampados grandes pueden verse abrumadores cuando se combinan con estampados más pequeños, por lo que es mejor elegir un estampado grande para una prenda principal y uno más pequeño para complementarlo. Por ejemplo, si llevas un vestido de flores grandes, podrías complementarlo con una chaqueta de cuadros pequeños.

    Además, es importante tener en cuenta la proporción de estampado en cada prenda. Una regla general es que la prenda principal debe tener el estampado más grande, mientras que las prendas secundarias deben tener estampados más pequeños o ninguno en absoluto. Esto ayudará a evitar que el atuendo se vea desequilibrado o abrumador.

    También puedes experimentar con la combinación de estampados diferentes. Por ejemplo, puedes combinar un estampado geométrico con uno floral, o uno abstracto con uno animal. Sin embargo, es importante tener en cuenta que esta técnica requiere un poco más de habilidad y sentido del estilo, por lo que es recomendable comenzar con estampados que tengan al menos un color en común.

    En cuanto a las prendas que debes evitar, las rayas horizontales y las prendas con estampado animal son las mas difíciles de combinar. Sin embargo, esto no significa que debas evitarlos completamente. Puedes usar estas prendas como piezas clave y complementarlas con prendas de colores neutros.

    Finalmente, es importante recordar que la confianza es clave a la hora de combinar estampados. No tengas miedo de experimentar con diferentes combinaciones y estilos. Con un poco de práctica, pronto podrás crear atuendos con estampados perfectos.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.